Anunciantes | Quiénes Somos | Suscríbase | Catholic Sentinel
El Centinela | Portland, OR Martes, 25 de Abril de 2017

Inicio : Comunidad y Fe : Columna Rocío Rios 25 de Abril de 2017

18 de Diciembre de 2016 6:06:00 AM
Estamos cerca al fin de año. ¿Estamos listos?

Rocío Rios
Directora


Queridos Lectores:

Cada año que termina es como dar vuelta a la página. Sí, a la página de nuestra vida. Y es increíble como la sociedad de consumo nos distrae en estos días finales del año 2016, haciéndonos pensar que se trata de comprar, regalar, entregar, cocinar y estar listos para celebrar en torno a este concepto materialista.

Pero no se trata de esto. No. Es como acabo de mencionarlo: dar vuelta a la página de nuestra vida en un año que está por concluir.

Si nos detenemos en este punto, en silencio, se oye algo serio. Se trata de un año de nuestra vida que está por concluir y se termina con todo lo que esto implica.

Es un año para mirar como estamos y cómo vamos. ¿Hemos aprovechado el tiempo? ¿Hemos perdonado? ¿Hemos ayudado a otros? ¿Escuchado? ¿Compartido? Y si somos padres de familia, ¿cuántas veces nos sentamos a conversar con nuestros hijos? ¿Con la esposa? ¿Con el esposo? ¿A comer en familia? Y para buscar ese espacio, ¿cuántas veces apagamos el televisor? 

Y si se trata de la vida espiritual que es fundamental, hay muchas preguntas que surgen. Este Año de la Misericordia, a ¿cuántas personas ayudamos? ¿Qué obras hicimos en nombre de la misericordia? ¿Guarda misericordia nuestro corazón? ¿Somos misericordiosos en familia? ¿Fuimos a misa en familia? ¿Cada domingo? Y fuera de la Iglesia, ¿vivimos nuestra vida, como católicos con un corazón misericordioso?

Si, dar vuelta a la página es casi como lo que hago cuando miro las 12 ediciones de El Centinela, que en cada página tienen escritas historias que hablan de nuestra cultura, nuestra realidad, lo que hicimos, lo que vivimos, cómo celebramos, cómo oramos.

Ese dar vuelta a la página en el caso del periódico es interesante pues nos lleva a ver en detalle lo que escribimos, las palabras que utilizamos, el tono en que contamos, los nombres que incluimos. Cada historia tiene personalidad. Cada historia tiene su tiempo, en cada edición. 

Así mismo es nuestra vida. Es una historia con páginas escritas. Esta de este año es compleja, van a ser 365 días con sus altas  y bajas. Y lo interesante, es que como decía, nos distraemos pensando que se trata de comprar y dar regalos. Y no. Es estar listos a dar la vuelta a esa página de la vida para seguir en este camino, que nos exige aprender, cambiar, mejorar, dejar atrás los comportamientos que no nos enriquecen, o las personas que no nos ayudan a ser mejores. Dejar atrás hasta las palabras que no nos ayudan en una conversación positiva.

A estas alturas del año que estamos casi terminando. Es una sensación interesante pues estamos dejando atrás y vamos a empezar. Yo me detengo en silencio a mirar mi vida. Y lo hago como cuando me siento a ver cada edición de El Centinela que ya está escrita. Con un ojo crítico. Con un ojo que busca mejorar.

Que este fin de año, nos sentemos en silencio para mirar si estamos listos a dar vuelta a esta página de un año más que termina y que nos lleva a pensar en mejorar. Nada está terminado en nuestras vidas. Nada está completamente determinado. Por eso es bueno mirar cómo estamos, para ver si seguimos y cómo seguimos. Que cada abrazo que demos en Año Nuevo, esté cargado de lo bueno que vamos a llevar con nosotros para empezar el año 2017.





Búsqueda Avanzada


Claúsula de Privacidad | Contáctenos
Software © 1998-2017 1up! Software, All Rights Reserved