Foto Cortesía Teatro Milagro
La tradición de la Posada continúa en el Milagro.
Foto Cortesía Teatro Milagro
La tradición de la Posada continúa en el Milagro.

Los inmigrantes hemos llegado a este país para iniciar un nuevo camino, pero en época de Navidad es imposible dejar atrás nuestras raíces y nuestras costumbres.

Sobre todo, surgen en la nostalgia de la distancia todos esos recuerdos de infancia, al lado de los abuelos y nuestros padres, los que nos hacen sentir que queremos regresar.

Y por eso, el Teatro Milagro decidió crear un espacio real de tradición para las familias hispanas que añoran sus fiestas navideñas en el calor de hogar. Y este año, de nuevo, para seguir con esta hermosa tradición se vivió La Posada Milagro.

El 13 de diciembre todos están invitados a llegar muy temprano para celebrar en familia y con mucha alegría esta actividad entre la 1.00 pm y las 5.00 de la tarde en la sede del Milagro (537 S.E. Stark St., Portland).

Y como en años anteriores no faltaran los asistentes, pues esta es una celebración comunitaria llena de tradiciones latinoamericanas en la que se revive el viaje de María y José en busca de refugio.

Es un día de diversión para toda la familia. La celebración de este año incluye dos presentaciones en español de una pastorela original, una a las 2.00 y a las 4.00 de la tarde.

El colorido se tomará el teatro milagro en el vestuario y los niños con sus familias puedan disfrutar de la música, los bailes folkLóricos, talleres artesanales y cuentos tradicionales. Como es una fiesta con el color latino, no pueden faltar las piñatas y por supuesto la comida tradicional. El Centinela una vez más es el patrocinador de este gran evento, pues busca mantener las tradiciones.