El arzobispo Alexander Sample habla sobre Rick y Kathy Birkel antes de bendecir de impartir su bendición. (Andie Petkus/Catholic Charities).
El arzobispo Alexander Sample habla sobre Rick y Kathy Birkel antes de bendecir de impartir su bendición. (Andie Petkus/Catholic Charities).

La nueva directora ejecutiva de Caridades Católicas de Oregon deja en claro que ella pone a Dios primero.

 

Natalie Wood asumirá el cargo el primero de julio después de trabajar durante dos meses junto al diácono Rick Birkel, quien se jubila tras ocho años como jefe de la agencia de servicios sociales con sede en el sureste de Portland.

 

Los conflictos y luchas hacen parte de la condición humana, pero también son momentos de santidad”, dijo Wood al personal y simpatizantes en un evento celebrado el 9 de junio en Amaterra Winery en West Hills de Portland.

 

“Esta misión es una misión que Dios nos ha dado. Realmente somos las manos y los pies de Cristo”. Ella afirmó que sirve a Dios primero y a los humanos después.

 

Wood, quien trabajó durante 20 años en Caridades Católicas en Houston, Texas, es “un modelo de misión, visión y valores”, dijo Rebecca Arredondo Yazzi, presidente entrante de la junta directiva de Caridades Católicas de Oregon.

 

Wood también es administradora calificada que recientemente recibió un premio por gestión de Catholic Charities USA.

 

Ella parece muy bien preparada para desempeñar esta función”, dijo Mary-Elizabeth Harper, abogada y miembro de la junta de Caridades Católicas quien asiste a la parroquia de la Resurrección en Tualatin. “Tener a una mujer fuerte como líder es una buena dirección a seguir”.

 

Wood comenzó como pasante en Caridades Católicas en Houston e hizo la mayor parte de su carrera allí. Trabajó en estrecha colaboración con víctimas de huracanes e inundaciones.

 

El arzobispo Alexander Sample dijo que estar impresionado por la presencia del Espíritu Santo cuando está con la nueva directora ejecutiva. Él la considera “una nueva hermana en Cristo”.

 

La reunión, celebrada en un salón con vista a las tierras de cultivo del condado de Washington, también fue un homenaje al diácono Birkel, quien tomó el timón en 2014 después de haber llegado del área de Washington, D.C.

 

“Hemos estado centrados en ti y en tu luz”, dijo Theresa Vithayathil Edmondson, presidenta saliente de la junta.

 

El personal hizo entrega al diácono Birkel y a su esposa Kathy un regalo de despedida, un ícono de Jesús lavando los pies de sus discípulos.

 

“Estoy lleno de una enorme gratitud”, dijo el diácono Birkel al grupo. “Ustedes son el viento que impulsa a Caridades Católicas. Ustedes hablan de no tener iglesia aquí. Déjenme decirles que ustedes forman una”.

 

Birkel supervisó muchas iniciativas, incluido el Centro Papa Francisco para la participación en la justicia social, Germaine's Café y el programa de capacitación laboral y Kenton Women's Village, pequeñas casas en el norte de Portland.

 

El diácono Birkel reorganizó la agencia durante la pandemia, enfocándose en la ayuda alimentaria y la respuesta de emergencia, incluso después de los devastadores incendios en el sur de Oregon en el otoño de 2020. También supervisó la construcción de varios complejos de viviendas asequibles.

 

La junta de Caridades Católicas creció en diversidad con Birkel a la cabeza. Las dos últimas presidentas de la junta han sido mujeres de color, al igual que Yazzi.

 

El arzobispo Sample dijo que Birkel cumplió a cabalidad su papel como diácono, uno ordenado especialmente para servir a los pobres. El arzobispo bendijo al diácono Birkel y a su esposa Kathy.

 

Mark Ganz, un antiguo patrocinador de Caridades Católicas dijo que el diácono Birkel es como un buen Boy Scout, dejando el campamento aún más limpio y mejor que cuando lo encontró.