Ramiro Padilla, feligrés de la iglesia Nuestra Señora de la Montaña, en Ashland, cerró la atención a los clientes de su restaurante El Tapatío, en Ashland y convirtió el estacionamiento en un centro de acopio de donaciones para las familias afectadas por el incendio Almeda. Feligreses de las parroquias Nuestra Señora de la Montaña, Pastor del Valle y Sagrado Corazón expresan su tristeza por el cierre de El Centinela y piden al arzobispo reconsiderar su decisión. (Foto Ed Langlois/ Catholic Sentinel).
Ramiro Padilla, feligrés de la iglesia Nuestra Señora de la Montaña, en Ashland, cerró la atención a los clientes de su restaurante El Tapatío, en Ashland y convirtió el estacionamiento en un centro de acopio de donaciones para las familias afectadas por el incendio Almeda. Feligreses de las parroquias Nuestra Señora de la Montaña, Pastor del Valle y Sagrado Corazón expresan su tristeza por el cierre de El Centinela y piden al arzobispo reconsiderar su decisión. (Foto Ed Langlois/ Catholic Sentinel).

Querido arzobispo Sample:

Damos gracias a Dios por su vida y pastoreo y deseamos que Dios le conceda larga vida en la gracia de Dios Padre, Hijo y Espíritu Santo.

 

Nosotros algunos líderes de la comunidad católica del sur de Oregon le saludamos cordialmente y le agradecemos por su tiempo y atención a esta comunicación.

 

Le escribimos para compartirle nuestra tristeza por el cierre del periódico El Centinela, el único medio en español con noticias de interés relevantes a nuestra comunidad y fe católica.

 

El Centinela nos hacía sentir unidos a las comunidades del norte de Oregon mediante sus ediciones centradas en nuestros hermanos de habla hispana. De alguna manera creímos que continuaría en formato digital.

 

El contar con información relacionada con nuestra fe, en un solo lugar siempre fue gratificante.

 

El Centinela nos dio sentido de pertenencia a la comunidad católica y conexión con las diferentes parroquias en nuestro idioma español.

 

Su directora Patricia Montana de una manera tan sencilla y con un corazón tan humano, se acercó a nuestras comunidades del sur de Oregon para conocer de cerca e informar nuestras necesidades a raíz de los incendios y la pandemia del Covid-19 que afectaron grandemente a tantas familias. Con su constante atención, nos hacía sentir que no estábamos olvidados.

 

Valoramos mucho y nos sentimos bendecidos siempre por la oportunidad de dejar de lado el celular para leer y compartir con la familia y nuestros hijos el periódico en nuestro idioma.

 

Las buenas noticias y las a veces no tan buenas debido a los constantes desafíos que enfrenta nuestra comunidad, nos ayudaban a unirnos en oración.

 

De no ser por el periódico El Centinela en español no sabríamos de estos sucesos de nuestros hermanos que, aunque lejos, a través del periódico en español los sentimos muy cerca como nuestros hermanos.

 

Tampoco conoceremos la información de la arquidiócesis de Portland ni sus mensajes y mucho menos de nuestro Santo Padre Francisco y las noticias de la iglesia de nuestros amados países de Latinoamérica.

 

Le agradecemos reverendo señor arzobispo Sample reconsiderar su decisión de cerrar el periódico y esperamos que de alguna manera usted continúe uniendo a nuestra comunidad.

 

Rogamos a Dios por ello.

 

Respetuosamente,

 

Feligreses de las parroquias Sagrado Corazón, en Medford, Nuestra Señora de la Montaña, en Ashland y Pastor del Valle, en Central Point.

Flor Valencia, Vicky Cortés, Araceli Núñez, Valentina Bañuelos, Olga Maldonado, Isabel Arteaga, Carolina Reyes, Luisa Alvarez, Angélica Ramírez, Jenny Vera, Maria Dolores V. Lidia, Edith Arellano, Yolanda Alegría, Rebeca Moreno, Lupita Suarez, Yadira Acevedo.