La gobernadora de Oregon Kate Brown, emitió en la mañana del lunes 23 de marzo del 2020, la orden ejecutiva 20-12 de aislamiento preventivo obligatorio por el coronavirus, la cual empieza a regir inmediatamente y estará vigente hasta nueva orden.

La disposición legal incluye el cerramiento de negocios como centros comerciales, de recreación, de estética y embellecimiento, salones de belleza, gimnasios y teatros. 

La medida “Quédate en casa, salva vidas” (Stay home, Save lives) establece parámetros claros y en detalle que regirán durante el aislamiento obligatorio, al igual que las sanciones correspondientes por el incumplimiento de ésta.

Para conocer los detalles de la orden ejecutiva, puede acceder al texto completo en inglés AQUI

En la noche del viernes, el alcalde de Portland, Ted Wheeler sugirió establecer la política de aislamiento preventivo. 

El arzobispo Alexander Sample, en reunión a través de videoconferencia con 90 de sus sacerdotes de la arquidiócesis el 20 de marzo, los animó a entregarse de todo corazón a su pueblo durante estos tiempos difíciles, informó Todd Copper, director de Ministerios Especiales de la Arquidiócesis.

“Hubo un gran sentido de unidad entre nuestros sacerdotes. Fue inspirador ver su dedicación y entrega”, afirmó Copper. 

Muchas de las parroquias de la Arquidiócesis de Portland han acudido a las redes sociales para transmitir la misa en vivo diariamente. 

El viernes, el arzobispo Sample envió un video mensaje a los fieles del Oeste de Oregon para expresar su cercanía. “Quiero que sepan que estoy pensando en ustedes y orando por ustedes” dijo el arzobispo en su mensaje, al tiempo que difundió una nueva oración que fue traducida al español y vietnamita.

“Al celebrar la misa este domingo y todos los domingos, tal como ofrecí a todos los fieles de la arquidiócesis, quiero que sepan que los tendré muy muy cerca en mi corazón y en mis oraciones”, dijo el arzobispo.

El arzobispo Sample alentó a los devotos a encontrar formas de mantener la conexión con los sacerdotes, las parroquias y la Arquidiócesis.

“La arquidiócesis, solicitó a los empleados del Centro Pastoral a trabajar desde casa a partir del lunes”, afirmó Copper.

La orden de aislamiento preventivo por parte de la gobernadora Brown, sucede en momentos en que otros estados del país como California, Connecticut, Delaware, Illinois, Indiana, Louisiana, Massachussetts, Michigan, New Jersey, New York, Ohio y West Virginia han implementado la medida de encierro preventivo, en un intento para mitigar la propagación del coronavirus.

La gobernadora Brown solicitó a todos “hacer un esfuerzo máximo por permanecer en casa y limitar totalmente la circulación”. 

La medida prohíbe la realización de cualquier reunión de orden familiar, social o recreativo fuera de casa y requiere mantener la distancia de seis pies entre una persona y otra. 

También prohíbe la operación de negocios cuyas actividades son consideradas como ‘no esenciales’. 

De acuerdo con la disposición legal, los centros turísticos de esquí, oficinas y gimnasios deben cerrar la atención al público inmediatamente. 

“Pedí a los oregonianos quedarse en casa y practicar el distanciamiento social e insté al público a seguir estas recomendaciones. Al contrario, miles de personas abarrotaron las playas de nuestras comunidades costeras, las calles de la ciudad, los parques y senderos, potencialmente propagando el virus COVID-19 y poniendo en peligro la vida de otros en todo el estado. Ahora, lo estoy ordenando. Para salvar vidas y proteger a nuestra comunidad", dijo la gobernadora. 

El incumplimiento de la norma establece una sanción de hasta 30 días de cárcel y una multa de $1.250.