Benjamín Jaramillo Hernández
Benjamín Jaramillo Hernández

EUGENE — Hombre arrestado en conexión con una serie de ataques en la Parroquia St. Mary, recientemente se declaró culpable de un número de cargos.

El 12 de Febrero, Benjamín Jaramillo Hernández, de 69 años, se declaró culpable de un crimen de odio federal y posesión ilegal de munición después de una serie de actos violentos y de amenazas contra la parroquia. Hernández atacó St. Mary en Septiembre, rociando un espray de pimienta alrededor de la iglesia y dejando una nota amenazadora con balas de punta hueca a través del buzón de correo.

En Noviembre, El Padre Ron Nelson pastor de la parroquia de Eugene, le dijo al Centinela que esta persona, obviamente estaba inestable.

“Las leyes contra crímenes de odio protegen valores americanos fundamentales, incluyendo la libertad de expresión y religión. La declaración de culpabilidad de hoy, reafirma el principio básico de que nadie debe vivir con miedo a causa de su fe”, dijo Billy Williams, Fiscal del Distrito de Oregón en un comunicado de prensa.

Hernández fue arrestado el 18 de Septiembre bajo los cargos de intimidación en segundo grado, atentado criminal en segundo grado y dos acusaciones de invasión a propiedad ajena en segundo grado. Durante la inspección de Hernández, la policía encontró una lata parcialmente vacía de espray de pimienta, tres cartuchos de escopeta, y 13 balas de punta hueca.

De acuerdo con la información criminal, el hombre de Eugene también fue acusado con un cargo de obstrucción al libre ejercicio de las creencias religiosas de las personas y un cargo agravado de posesión de munición. Se enfrenta a una sentencia máxima de 20 años en prisión y una multa de hasta $250.000 por la condena del crimen de odio y 10 años de prisión por posesión ilegal de munición. La sentencia se dictaminará el 22 de Mayo.