‘La vuelta de San Patricio por Canby’ liderada por el padre Arturo en bicicleta, es una de las actividades más memorables para los participantes. (Cortesía: Nancy Patton)
‘La vuelta de San Patricio por Canby’ liderada por el padre Arturo en bicicleta, es una de las actividades más memorables para los participantes. (Cortesía: Nancy Patton)

La comunidad multicultural de la parroquia de la Iglesia San Patricio en Canby se reunió el domingo 18 de agosto de 2019 para celebrar juntos una misa campal bilingüe, un paseo en bicicleta y un picnic en la zona verde aledaña a la iglesia.

Unidos por la fe, los feligreses católicos anglos e hispanos, congregados en la zona verde de la iglesia, escucharon la palabra de Dios en el Evangelio “He venido a prender el fuego en el mundo” (Luc.12, 49-53), un mensaje con el que Jesús invita a los cristianos a tener una fe viva y ardiente, aunque cause dolor y división. 

Los caballeros de Colon son patrocinadores del evento que ya es una tradición en la parroquia de San Patricio.

Paseo en bicicleta…

El único requisito para el paseo en bicicleta era el deseo de participar.

Para subirse a una bicicleta, se requiere llevar la dirección para saber hacia donde ir, voluntad para pedalear, esfuerzo para subir las pendientes, impulso para llegar a la meta.

Dirigidos por el padre Arturo, desde los más pequeños de los ciclistas hasta los más adultos, pusieron toda su voluntad, esfuerzo e impulso para participar en el tour por los campos de Canby.

Tomando como punto de partida la iglesia San Patricio, la ruta de aproximadamente 6 millas en total, siguió a través de la calle Territorial para llegar a Canby Logging Road Trail, un camino plano y sencillo por el bosque que ofrece vista al campo de golf Willamette Valley y al río Willamette para retornar nuevamente al punto de inicio.

Establecer la confianza implica un trabajo constante y eso es lo que el padre Arturo ha hecho en la parroquia de San Patricio, en Canby. “Motivarnos y ayudarnos a construir una comunidad fuerte. Nos ha creado retos que nos empujan a integrar y fortalecer la comunidad” afirmó Nancy Patton, feligrés y voluntaria de la parroquia.

“Participar en el paseo en bicicleta brinda una oportunidad de integración, hacer deporte y también de esparcimiento familiar”, afirmó Ricardo Hernández, caballero de Colón y miembro de San Patricio.

La comunidad hispana participa activamente en las actividades programadas y los feligreses se sientes orgullosos de hacerlo. ‘Desde que llegó el padre Arturo, nos acercamos a la iglesia. El hecho que el hable español nos ayuda con la barrera del idioma y eso nos ayuda a sentir mejor. En los últimos cinco años he visto crecer la comunidad que asiste a la misa” manifestó Alfredo Martínez, feligrés y padre de familia.

“El padre Arturo sabe hacia donde quiere llevar su comunidad, guiando en la dirección correcta para establecer relaciones de confianza entre la parroquia y su comunidad” enfatizó Nancy Patton, miembro de la comunidad. 

El Picnic…

La diversidad de comidas representó la multiculturalidad de los miembros de la parroquia, perros calientes, pollo barbeque, tacos, ensaladas, y más.

La comida fue una contribución de la sociedad de hombres de fe y acción Caballeros de Colón, quienes además aportaron su tiempo, amor por el servicio a la comunidad y energía para hacer del evento un éxito.

Los mejores ingredientes fueron el entusiasmo y la alegría de las familias quienes disfrutaron de una tarde de esparcimiento soleada y al aire libre alejados de las preocupaciones.

Actividades variadas y juegos estuvieron a la orden del día para entretener a chicos, jóvenes y adultos.