Un antiguo hogar católico de ancianos en Nueva York (Estados Unidos) reabrirá como un centro de rehabilitación para pacientes con coronavirus que han sido dados de alta de hospitales católicos, pero que aún no están listos para regresar a sus hogares.

El presidente y CEO de Catholic Health, Mark Sullivan, señaló que la instalación ayudará a liberar camas de hospitales en el oeste de Nueva York antes del aumento previsto de pacientes con COVID-19 en las próximas semanas.

“Desde la creación de la iniciativa hasta su reinauguración, pudimos renovar y equipar esta instalación para cumplir con nuestros altos estándares en menos de dos semanas”, dijo Sullivan el 13 de abril.

La instalación abrió el 14 de abril en Orchard Park, Nueva York, a unas 15 millas al sureste de Buffalo.

Sullivan señaló que Catholic Health, en asociación con una compañía de hogares de ancianos llamada McGuire Group, está respondiendo al llamado del gobernador Andrew Cuomo para prepararse para un aumento de los casos de COVID-19 en el área.

Catholic Health trabajó con el Departamento de Salud del Estado de New York para desarrollar los planes para la instalación.

En declaraciones al canal de televisión WKBW, el médico indicó que el antiguo hogar de ancianos AbsolutCare, donde se ubica el centro de rehabilitación, cuenta con 80 camas, que probablemente atenderá a pacientes mayores en riesgo que sean positivos para COVID-19.

Toda la instalación se divide en zonas codificadas por colores para mantener la distancia adecuada entre los pacientes, propuesta que se basó en una instalación de cuidados intensivos de 120 camas que el sistema de salud abrió cerca de Buffalo el 27 de marzo.

Se espera que la mayoría de los pacientes pasen alrededor de 21 días en el centro, dependiendo de qué tan bien se recuperen, indicó Sullivan.

El condado de Erie, donde se encuentra el centro de rehabilitación, tiene más de mil casos confirmados de COVID-19, y el estado de Nueva York en su conjunto alcanza los 200 mil infectados al 14 de abril.

Traducido y adaptado por Harumi Suzuki. Publicado originalmente en CNA.