Este viernes, los siete católicos que seguían secuestrados desde el 11 de abril en Haití fueron liberados por sus captores, informó la Sociedad de Sacerdotes de Saint Jacques a la agencia AFP.

“Nuestros corazones están llenos de alegría porque hemos encontrado a nuestros colegas, las hermanas y los familiares del padre Jean Anel Joseph en buen estado de salud”, dijo este 30 de abril la institución a la que pertenecen los religiosos.

No se informó que se haya pagado un rescate.

El 22 de abril, el sacerdote Loudger Mazile, portavoz de la Conferencia Episcopal de Haití (CEH), informó que tres de los 10 secuestrados habían sido liberados. Las otras siete personas continuaron en cautiverio en la ciudad de Croix-des-Bouquets, un suburbio de la capital Puerto Príncipe.

Entre los secuestrados estaban cuatro sacerdotes y una monja de Haití, así como un sacerdote y una religiosa de Francia. También fueron raptados tres laicos que son familiares de un sacerdote haitiano.

“Nuestro agradecimiento va también a los embajadores de Francia y Estados Unidos, por su discreto y eficiente apoyo diplomático, así como a todas las autoridades políticas y morales del país y los gobiernos por su inquebrantable apoyo”, agregó la Sociedad de Sacerdotes de Saint Jacques.

Según medios haitianos, la banda criminal “400 Mawozo” admitió estar detrás del secuestro, exigiendo un rescate de 1 millón de dólares.

Los obispos haitianos llamaron a todas las escuelas e instituciones católicas, excepto hospitales y clínicas, a cerrar del 21 al 23 de abril en protesta por los secuestros. También pidieron a los fieles a unirse en oración.

Los obispos católicos pidieron que se rece la Coronilla de la Divina Misericordia después de cada Misa diaria para lograr la liberación.

También hubo un repique de campanas el 23 de abril al mediodía en las iglesias católicas de todo Haití y se pidió la exposición del Santísimo Sacramento.

Haití, de mayoría católica, es el país más pobre de América. Desde finales de 2019 enfrenta una ola de secuestros sin precedentes en su historia, que ocurren casi a diario.